Con fecha 28 de octubre de 2021, fue publicada en el Diario Oficial la Ley N° 21.388, que Modifica el Código Sanitario en lo relativo al cobro de multas.

Antecedentes

La nueva norma se enmarca en el contexto de la pandemia por Covid-19 que afecta tanto a Chile como al mundo, desde diciembre de 2019, y que motivó la dictación de una serie de medidas sanitarias con la finalidad de controlar la propagación del virus, y cuyos incumplimientos se sancionan a través de multas en el marco del correspondiente sumario sanitario.

Cabe señalar, que existen más de 290.000 sumarios por infracción a la normativa sanitaria Covid-19, de los cuales solo 63.000 terminaron su tramitación, lo que combinado a una baja tasa de pago voluntario, obliga a la Administración a exigir el cumplimiento a través del Consejo de Defensa del Estado en los tribunales ordinarios de justicia.

El procedimiento señalado, presenta una serie de inconvenientes, entre los cuales destaca la imposibilidad para el Ministerio de Salud de prestar asesoría al CDE, de aprobar un pago en cuotas o realizar descuentos, o de transigir.

Objetivo

En vista de los inconveniente indicados, el texto legal pretende facilitar el cobro de las multas impuestas en virtud de sumarios sanitarios, dotando a la Tesorería General de la República de las atribuciones necesarias para cobrar las multas asociadas a dichas infracciones, por ser esta la repartición que de manera más eficiente puede lograr dicho cometido, lo que redundará en un mayor beneficio fiscal.

Contenido

La presente ley dispone que las resoluciones que establezcan las infracciones y determinen las multas tendrán mérito ejecutivo y se harán exigibles por la Tesorería General de la República. Para ello, se dota a dicha entidad de las herramientas respectivas para el cobro, entre las cuales destaca la retención de la devolución de impuestos a quienes aparezcan como morosos al efecto.

Asimismo, establece que las multas impagas generarán reajuste e intereses, con la finalidad de evitar un enriquecimiento ilícito por parte del infractor. También indica que las multas, en lugar de ser a beneficio de la autoridad sanitaria, lo serán a beneficio fiscal.

Por último, a través de una norma transitoria se establece que la ley entrará en vigencia desde su publicación en el Diario Oficia. No obstante, se establece la aplicación retroactiva de la normativa propuesta, siendo aplicable sus disposiciones a todas aquellas multas que se hayan cobrado con anterioridad a su publicación, que registren saldos insolutos y cuya demanda ejecutiva no haya sido notificada aún.

Modificaciones legales

La norma en comento modifica los artículos 174, 174 bis y 179 del Código Sanitario.